Una mexicana en España

0
88
Rosa Ana Cronicas Esmeralda

Gustavo se retira a principios del año que entra, por lo cual nos vamos de Holanda. ¿Adónde? Adonde nuestra hija termina su carrera y ejercerá: Barcelona. Decidimos estar cerca de uno de los hijos, puesto que el otro está en Australia. 

Hace unos días le comentaba a una amiga que me llamaba la atención que, de entre las posibilidades que teníamos, haya sido España en donde parece convenirnos estar, por lo cual descartamos el regresar a México. Al menos por ahora. Poco después, esa amiga me mandó el video 5D news (41). El primer noticiero positivo, en donde Andrea Barnabé, una argentina, dice lo siguiente:

“Otra función de alma es: nacimos en Argentina, pero me fui a vivir a España. Hace cinco años que estoy en España, o al revés. Nací en España y resulta que me vine a América. Seguramente esas almas no tienen que volver al lugar de origen, porque algunas almas en esta encarnación nacieron para hacer lo que se llama la redención de la colonización -de aquel entonces, que no son los encarnados de ahora- de España a América y todo el desequilibrio que hubo. 

Cuando hubo esa colonización, se aplicó patriarcado y se anuló el matriarcado por la colonización de los nativos de América. En esta encarnación hay que reparar eso energéticamente con lo que se llama el perdón, o la redención. ¿Quién te perdona? ¿Un Dios? ¡No! Lo tenemos que hacer nosotros mismos. ¿Cómo se logra el equilibrio nuevamente entre el divino masculino que en forma de patriarcado vino y extinguió la parte del divino femenino que eran las razas nativas? ¿Cómo se logra ese perdón? Se logra poniéndose en el lugar del otro. Por eso, a propósito muchas almas nacieron en América para trasladarse a vivir a España y llevar su energía de amor incondicional allá. Y mucha gente que nació en España, nativos españoles, están viviendo en América. No importa en qué país de América, pero se vinieron a vivir aquí justo para traer el distorsionado divino masculino, que lo tiene España, y que en las peores épocas, quinientos años atrás, vamos a suponer, que no se aplicó el divino femenino sino el patriarcado, que es la distorsión negativa del masculino, aplicaron patriarcado y desequilibraron el divino femenino de América. 

Esas almas que hicieron intercambio, es decir nacer en América y se fueron a España, o nacer en España y se vinieron a América, no tienen que volverse a su lugar. Nacieron para llevar la energía de amor incondicional y equilibrio de España a América y de América a España. Se equilibran el divino masculino y femenino y se repara lo que sucedió. Porque no es cualquier naciente. Son almas de amor puro que solamente con expresar y vivir con ese tiroide de energía de amor incondicional, repara lo sucedido en la colonización.Yo no sé si esto sea así o no. En todo caso me pareció hermosa la interpretación. Ojalá. Ojalá algún día entre todos podamos liberar los corazones de la herida que dejó el genocidio. Por lo pronto, habiendo salido de México desde 2015, he aprendido que el concepto de nacionalidad es una fantasía. Todos somos humanos que compartimos experiencias en un punto minúsculo en el Universo, que es otro punto minúsculo entre más Universos. Mejor dedicarnos a descubrir para qué estamos aquí, de dónde llegamos y hacia dónde vamos. Y es el momento perfecto para hacerlo, con la cantidad de herramientas espirituales que han aparecido actualmente, pero este será el tema de otro artículo.