#LasNiñasPueden

1
183

Por: Daniela Calderón Salazar

En Latinoamérica, las tasas de feminicidio son alarmantes, vemos a diario iracundos ajusticiamientos a mujeres que muchas veces quedan en nada gracias a sistemas judiciales lentos o ineficientes que además parecen no dar abasto para contrarrestar la violencia diaria a la que somos sometidas como mujeres.

Este tema ha sido y es tratado en muchos niveles, los gobiernos más avanzados y progresistas trabajan en reducir esta “brecha de género”, lograr la paridad y alternancia, promulgando leyes contra la violencia, pero consideramos que esto no es suficiente.

Desde mi experiencia y posibilidades he convocado a un grupo de mujeres con quienes, hemos compartido ideas respecto a cómo empoderar a las niñas.   Por eso queremos aportar trabajar la primera infancia, desde un espacio que consideramos, de acuerdo a la psicología social, el punto clave de la formación de la personalidad, los rasgos de comportamiento y aspiraciones que van a marcar la conducta de las niñas puesto que el periodo de formación de la infancia, es el incubo de las jóvenes y mujeres de mañana.

Habilitamos una página web: www.asterisco-la.com y una de https://www.facebook.com/lasninaspuedenSomosResponsable/ , para brindar los espacios y poder    trabajar con padres, familiares, maestros y autoridades para intercambiar ideas que se conviertan en propuestas que nos ayuden a mejorar las condiciones actuales de las niñas.

Partimos de la idea de que una niña empoderada, no será una mujer maltratada, por lo tanto, la tarea fundamental desde el primer espacio es brindarles el apoyo para que ellas puedan ampliar sus horizontes, incentivarlas a que sueñen, que se tracen metas y que las puedan cumplir, así como también desarrollar el valor de la #Sororidad, para romper paradigmas y promover la hermandad entre mujeres.

¿Es un desafío? Por supuesto que sí, el más grande de todos, es la madre de las batallas y vamos a ganar basándonos en la lógica del sentir de mujer, porque no se trata solo de ELIMINAR LA VIOLENCIA, en el proceso debemos prevenirla, crear las condiciones suficientes para empoderar a nuestras niñas, aportar a la sociedad rompiendo los viejos paradigmas de dependencia económica, social, espiritual, psicológica, política o cualquiera que vaya en desmedro del ejercicio de la libertad plena.

Una niña empoderada hoy, es el símbolo de una mujer libre, fuerte, con voz y ganas de comerse el mundo mañana, por eso padres, madres, tutores, familiares y amigos debemos estar conscientes del importante rol que desempeñamos en la vida de una niña, de lo fundamental que es, para su desarrollo emocional el crecer en un lugar seguro, rodeada de amor y respeto.

El tiempo en el que las niñas eran criadas sólo para ser madres o poder mejorar las condiciones económicas ha pasado, ahora la mujer es capaz de valerse a sí misma. Porque #lasniñaspueden y #SomosResponsables.

Agradecemos a Mayte García y Voz Esmeralda por brindarnos un espacio para compartir todos los avances en cada país latinoamericano.