Julian Assange es detenido en Londres

0
68

Por Francisco Rodríguez

El pasado 11 de abril, Julian Assange periodista y fundador de WikiLeaks fue detenido por la policía británica en el centro de Londres después de que el Estado de Ecuador le haya retirado el asilo político en la embajada de ese país.

         El gobierno de Ecuador, en voz de su presidente Lenìn Moreno, advirtió que el motivo por el que retiraba el asilo político consiste en la conducta de Assange en el sentido de violar reiteradamente varias Convenciones Internacionales, así como las conductas descorteses e irrespetuosas de su asociación aliada en agravio del pueblo ecuatoriano de modo que, según Moreno, la situación han resultado intolerante e inviable; por lo que el Estado de Ecuador en ejercicio de su soberanía nacional ha decretado la terminación irrevocable del asilo político otorgado al fundador de WikiLeaks desde el 2012.

         El presidente ecuatoriano ha manifestado que con ceder o negar un asilo político  es una facultad discrecional y soberana de su país, y que ésta se ha ejercitado con estricto apego a las leyes ecuatorianas y los tratados internacionales, sosteniendo de esa manera la detención de Julian Assange en la embajada de su país con residencia en Londres.

         En entrevista a varios medios de comunicación, el ex presidente Rafael Correa, a diferencia del presidente actual, afirma que la detención de Assange es violatoria de la soberanía de Ecuador, pues se permitió el ingreso de la policía londinense al interior de la Embajada de Ecuador considerada como territorio soberano de su país; que la decisión de Moreno obedeció a presiones de Estados Unidos para poner al fundador de WikiLeaks a disposición de los intereses que lo requieren; que Assange publicó varios casos de corrupción en los que presuntamente se encuentra involucrado el presidente Moreno.

         Correa también manifestó que no hay ninguna garantía de que Assange vaya a ser extraditado a un país en el que puede ser sujeto a la imposición de la pena de muerte, y que esa garantía no se la ha exigido a Gran Bretaña. Situación que, afirma, resulta muy peligrosa para Julian Assange.

         Este suceso ha despertado muchas especulaciones sobre los verdaderos motivos que originaron la detención de un ciudadano dentro de la embajada de un país que le había otorgado asilo político desde hace siete años y diez meses.